Condiciones generales de suministro y pago

1. Condiciones generales

Para los contratos con nuestros clientes se aplican exclusivamente las siguientes condiciones de venta y suministro. Los acuerdos divergentes únicamente surtirán efecto cuando los hayamos confirmado expresamente. En caso de existir condiciones de encargo distintas, el comprador renuncia mediante la aceptación del suministro a las condiciones eventualmente distintas que hubiese impuesto. Serán rechazadas las confirmaciones por parte del comprador que incluyan condiciones divergentes.

No celebramos contratos con los consumidores/particulares.

2. Alcance de suministro

En caso de celebración del contrato, el proveedor debe la mercancía, tal y como se describe en la oferta correspondiente (p. ej. en el catálogo o en la página web). Toda la información y las ilustraciones que aparecen en los materiales impresos en relación con las características que no conciernen a la adecuación técnica del equipo ni a sus dimensiones tienen únicamente fines ilustrativos y no constituyen una garantía de estas cualidades. Esto afecta sobre todo al color, la disposición de los elementos de control, etc. Las diferencias que no afectan al correcto funcionamiento de los dispositivos no son un defecto.

3. Celebración del contrato y confirmación del encargo

Nuestras ofertas en línea constituyen una invitación no vinculante al cliente para que solicite mercancías o servicios. Al enviar el pedido en nuestra página web, el cliente hace una oferta vinculante para la celebración de un contrato. La entrada del pedido se confirma inmediatamente tras el envío del mismo y, en principio, no constituye la aceptación del contrato. Podemos declarar la aceptación en un plazo de cinco días.

Si se celebran contratos por otra vía distinta a la compra en línea, se aplicarán las disposiciones legales.

4. Precios 

Se aplican los precios que figuran en nuestra lista de precios actual o en nuestra página web en el momento de realizar el pedido. Los precios se entienden —si no se ha acordado expresamente algo distinto— franco fábrica, excluido el embalaje y a los que se sumará el IVA y los gastos de envío.

Si el cliente se demora en el pago, tenemos derecho a exigir intereses de mora por valor de cinco puntos porcentuales sobre el tipo básico de interés del Banco Central Europeo. En caso de que podamos alegar otros daños provocados por el retraso, el cliente tendrá la posibilidad de demostrar que dichos daños provocados por el retraso alegados no se han dado en absoluto o lo han hecho en menor medida. 

5. Envío y transmisión de riesgos

Los plazos de entrega se le comunicarán con la celebración del contrato. El inicio del plazo de entrega que indiquemos requiere el cumplimiento puntual y correcto de las obligaciones del cliente, especialmente la indicación correcta de la dirección de entrega relativa al pedido.

Si el proveedor no puede entregar la mercancía solicitada por motivos ajenos a su responsabilidad porque el suministrador del proveedor no cumple con sus obligaciones contractuales, se informará inmediatamente al cliente de que la mercancía solicitada no está disponible. En este caso, tanto el proveedor como el cliente tienen derecho a rescindir el contrato. Las contrapartidas ya prestadas del socio contractual se reembolsarán inmediatamente. Los derechos legales del cliente no se verán afectados.

El riesgo de deterioro o pérdida de la mercancía pasa al cliente en el momento de la entrega del producto suministrado a la empresa de transporte. Esto también se aplica al transporte realizado por personal propio, siempre que el objeto se pierda o deteriore accidentalmente, no se haya montado el objeto de compra a continuación y el deterioro o la pérdida no haya sido provocado por comportamiento culposo del personal propio. En caso de entregas con porte pagado por el destinatario, el riesgo de deterioro o pérdida de la mercancía pasará al cliente en el momento de la entrega del producto suministrado a la empresa de transporte. No asumiremos ninguna garantía por una expedición más económica.

Si la entrega o el envío se retrasan por razones directamente atribuibles al cliente, el riesgo pasará al cliente el día que se comunique que el objeto de entrega está listo para el envío. 

6. Demora en la aceptación

Si el cliente se retrasa en la aceptación o incumple cualquier otro deber de cooperación, tenemos derecho a reclamar compensación por cualquier daño que esto provoque, incluidos los costes adicionales incurridos. Quedan reservados otros derechos. Esto no se aplicará si el cliente ejerce efectivamente su derecho de revocación, si no es responsable de la circunstancia causante de la imposibilidad de entrega o si estaba temporalmente incapacitado para aceptar el servicio ofertado, a no ser que el proveedor le hubiera informado sobre el servicio con un tiempo de antelación razonable.

El precio de compra devengará intereses durante la demora. El tipo de interés por mora anual será de cinco puntos porcentuales sobre el tipo básico de interés. En caso de negocios jurídicos entre empresarios, el tipo de interés será de nueve puntos porcentuales sobre el tipo básico de interés. 

Por su parte, el cliente tendrá derecho a demostrar que no se ha producido un daño por el importe reclamado o que, al menos, este es considerablemente menor. El riesgo de pérdida accidental o de deterioro accidental del artículo comprado pasa al cliente en el momento en que este incurre en demora de aceptación o pago. 

7. Pago

Los pagos se efectuarán conforme a los formularios de encargo o las condiciones de pago especificadas en las facturas. Así pues, si como máximo en los 30 días posteriores al vencimiento de la factura no se realiza el pago, el deudor entrará en mora, sin necesidad de requerimiento alguno. En caso de superarse los plazos de pago se aplicarán intereses de mora en la cuantía legalmente establecida. Las letras de cambio negociables en banca se aceptarán, previo acuerdo, solo a efectos de pago y no constituyen un cumplimiento de la obligación de pago. Todos los gastos e intereses derivados de su uso correrán por cuenta del comprador.

8. Reclamación por daños y perjuicios 

El proveedor tendrá responsabilidad ilimitada por cualquier fundamento jurídico en caso de dolo o negligencia grave, lesión vital, corporal o de la salud intencional o negligente, en caso de una promesa de garantía, salvo que se disponga lo contrario o en caso de responsabilidad obligatoria, por ejemplo, de acuerdo a la ley de responsabilidad por el producto.

Si el proveedor incumple una obligación contractual fundamental por negligencia, la responsabilidad estará limitada a los daños previsibles contractualmente, siempre que no se tenga la responsabilidad ilimitada conforme al punto anterior. Las obligaciones contractuales fundamentales son obligaciones que el contrato impone al proveedor para conseguir el objetivo del contrato conforme a su contenido, cuyo cumplimiento es el que permite la correcta ejecución del contrato y en cuyo cumplimiento puede confiar regularmente el cliente.

Por lo demás queda excluida la responsabilidad del proveedor.

Las anteriores regulaciones de responsabilidad se aplican también en lo que se refiere a la responsabilidad del proveedor sobre sus agentes indirectos y representantes legales.

El cliente libera al proveedor de cualquier pretensión por parte de terceros —incluidas las costas de una defensa judicial en su importe legal— que se haga valer contra el proveedor con motivo de acciones ilegales o contrarias al contrato por parte del cliente.

9. Reserva de propiedad 

La mercancía suministrada (mercancía sujeta a reserva) seguirá siendo de nuestra propiedad hasta que se hayan saldado todas las deudas exigibles al cliente, ahora o en el futuro, incluidos todos los saldos adeudados en cuenta corriente. En caso de comportamiento contrario al contrato por parte del cliente —especialmente si se demora en el pago de reclamaciones de pago—, tenemos derecho a rescindir el contrato después de haber establecido un plazo razonable para el pago. La retirada por nuestra parte de la mercancía sujeta a reserva ya representa una rescisión del contrato. Los costes de transporte incurridos para la retirada de la mercancía correrán a cargo del cliente. También representa una rescisión del contrato el embargo por nuestra parte de la mercancía sujeta a reserva. Podemos utilizar las mercancías sujetas a reserva que hayamos retirado. Los ingresos de la utilización se compensarán con los importes que nos debe el cliente, después de que hayamos restado un importe razonable para los costes de la utilización.

El cliente debe tratar la mercancía sujeta a reserva con cuidado. Deberá asegurarla, a cuenta propia, contra los daños provocados por incendios, agua y robo, al valor de reposición. Si fueran necesarios trabajos de mantenimiento e inspección, el cliente deberá realizarlos a tiempo y a cuenta propia.

En caso de embargos por parte de terceros de las mercancías sujetas a reserva u otros tipos de intervención por terceros, el cliente deberá indicar que se trata de nuestra propiedad y deberá informarnos inmediatamente por escrito para que podamos ejercer nuestros derechos de propiedad. Si la tercera parte no quiere reembolsarnos las costas judiciales o los gastos extrajudiciales incurridos en este contexto, el responsable será el cliente.

Si el cliente lo solicita, estamos obligados a descongelar las garantías que nos corresponden siempre que su valor realizable sea un 10 % superior al valor de nuestras deudas pendientes con el cliente. Sin embargo, podemos elegir las garantías a descongelar.

10. Saneamiento por vicios

Si el objeto de compra está defectuoso, se aplicarán las disposiciones del saneamiento legal por vicios. No obstante, un defecto insignificante no justifica en principio un saneamiento por vicios; el proveedor puede elegir el tipo de subsanación; en caso de mercancías nuevas, el plazo de prescripción para defectos es de un año a partir de la cesión de riesgos; si, en caso de mercancías usadas, están excluidos los derechos y reclamaciones por defectos, la prescripción no comenzará de nuevo si se realiza una entrega supletoria en el marco de la responsabilidad por vicios.

Las limitaciones de responsabilidad y las reducciones de los plazos de prescripción anteriormente establecidas no se aplicarán a los daños provocados por lesiones vitales, corporales o de la salud originados por un incumplimiento intencionado o negligente de las obligaciones del proveedor o por un incumplimiento intencionado o negligente de las obligaciones de un representante legal o de los agentes indirectos del proveedor, a otros daños originados por incumplimiento intencionado o negligente grave de las obligaciones del proveedor o por un incumplimiento intencionado o negligente grave de las obligaciones de un representante legal o de los agentes indirectos del proveedor, ni en caso de silenciación dolosa del defecto por parte del proveedor. Además, para los empresarios los plazos legales de prescripción del derecho de recurso no se verán afectados conforme al § 478 del Código Civil alemán (BGB en sus siglas en alemán). Si el cliente actúa como comerciante en el sentido del § 1 del Código de Comercio alemán (HGB en sus siglas en alemán), le afectará la obligación de investigación y reclamación comercial conforme al § 377 del HGB. Si el cliente no cumple con el deber de notificación, la mercancía se considerará aprobada.

11. Disposiciones finales

Si el cliente es un comerciante, una persona jurídica de derecho público o patrimonio especial de derecho público o si el cliente no tiene un domicilio social dentro de la Unión Europea, la jurisdicción para todos los litigios derivados de las relaciones contractuales con nuestros clientes será Bad Homburg vor der Höhe. Tenemos derecho a recurrir, a nuestra discreción, a los órganos jurisdiccionales competentes en el domicilio social del cliente. En caso de que haya una única jurisdicción legítima para el litigo, esta no se modificará.

Las relaciones jurídicas se rigen únicamente por el derecho alemán, con exclusión de la Convención de las Naciones Unidas sobre los contratos de compraventa internacional de mercaderías. 

12. Validez de las condiciones 

Cuando alguna disposición particular de estas condiciones generales de suministro y pago no tenga, o deje de tener, efecto, la validez de las disposiciones restantes no se verá afectada.

nach oben